¿Qué causa la contaminación del agua?

Por Qué se da la Contaminación Del Agua 8 acciones Para Reducir la Misma

La contaminación del agua es uno de los temas que más ha preocupado a la comunidad científica desde hace varios años, no solamente por sus graves consecuencias sino también por la celeridad con la cual este problema ha aumentado en diferentes partes del mundo. Debemos agregar que el problema de la contaminación del agua no sólo preocupa hoy a las comunidades científicas, sino que diferentes activistas, comunidades originarias y personas a lo largo del mundo se han vuelto cada vez más conscientes de las consecuencias de la contaminación del agua. 

Dentro de las causas de la contaminación del agua encontramos actividades llevadas a cabo por grandes compañías tratando de monopolizar recursos naturales para continuar un nivel de producción de gran escala; sin embargo, no son las únicas acciones que contaminan el agua. Existen muchas acciones que realizamos en nuestra vida cotidiana que también suman a la contaminación de agua del planeta. 

El siglo pasado, la humanidad estaba convencida por entero que los recursos naturales no tenían un tope alguno, que podrían tener acceso a agua en algún lugar del planeta en caso de notar la escasez, que luego del tiempo se reestablecerían los valores del agua en sectores ya explotados y que no tendríamos que preocuparnos. El mundo para el pasado era mucho más enorme de lo que en realidad es. Es por esto que se caían sin consciencia en muchas acciones que contaminan el agua, y que sin duda alguna tienen consecuencias en el día de hoy. 

Las consecuencias de la contaminación del agua se acumulan y aumentan diariamente, existen muchos lugares que hoy por hoy viven en escases en agua o poblaciones enteras que sólo cuentan con fuentes completamente contaminadas de agua para sobrevivir. ¿Cómo es eso posible? La responsabilidad que tenemos por las causas de la contaminación de agua nos compete absolutamente a todos, y no podemos olvidar que desde nuestros hogares podemos abandonar acciones que contaminan el agua y ponen en riesgo la vida de nuestras familias a futuro. 

Es por eso que en este artículo vamos a hablar de las diferentes causas de la contaminación del agua para aprender qué acciones son las que más afectan la contaminación del agua y así, podamos buscar la manera de contrarrestar las consecuencias de la contaminación del agua.  Logrando así ser conscientes y elegir sumarnos con las demás personas que lucha por proteger y mejorar la situación hídrica a lo largo de nuestro planeta. 

Las pequeñas acciones para mejorar las condiciones del agua en nuestra vida diaria suman a su protección; sin embargo, conocer en detalle sobre las causas de la contaminación del agua también nos puede aportar un nivel de consciencia a la hora de elegir nuestros representantes gubernamentales, ya que estos también tienen una gran responsabilidad en su trabajo. Ellos son quienes pueden también mejorar las condiciones para la protección del agua y del medio ambiente. Ser conscientes de las principales fuentes de la contaminación del agua nos podrán ayudar a elegir los programas que mejor se ajusten a evitar dichas acciones que contaminan el agua. 

Los invito a conocer las causas y las consecuencias de la contaminación del agua, con la intención de decidir conscientemente el camino y las acciones que queremos realizar para asegurarnos de que las condiciones de la vida mejoren en nuestro planeta. El agua y su ciclo son parte del equilibrio de nuestro mundo, poner en riesgo el agua no sólo condena millones de personas y animales, sino que también, es un riesgo para el equilibrio de nuestros ecosistemas y su clima. 

Contaminación Del Agua: Causas y Consecuencias

En los organismos encargados del estudio del agua, su uso y su accesibilidad, se ha descubierto que aproximadamente cinco millones de personas mueren debido al consumo de agua contaminada. Son muchísimas personas que se ven obligadas a consumir agua en mal estado, o que incluso, creen que beben agua potable que en realidad no ha sido debidamente tratada. 

Estas cifras son alarmantes y hablan de un problema sanitario mundial que debe ser tomado en serio, y deben tomarse acciones para mejorar la situación pronto. Sin embargo, estas alertas y preocupaciones son sabidas por los organismos ambientales, personas interesadas en el cuidado del agua que suelen ser comúnmente ignoradas porque muchos de estos clamores están dirigidos a gobiernos y a grandes personajes del mundo empresarial. 

Usualmente, cuando pensamos en la contaminación del agua imaginamos pedazos de basura, sobre todo plástica, flotando por los océanos. No obstante, no son las únicas fuentes de contaminación y no es la única definición de la contaminación del agua. De hecho, esta es tan sólo una de las causas de la contaminación del agua. 

En realidad, cuando hablamos de contaminación del agua se hace referencia a la presencia de componentes químicos o de otra naturaleza que alteran la calidad del agua. Es decir que la imagen de plásticos en el agua o de basura flotando en el océano es una representación fehaciente de la contaminación del agua, pero no es la única válida. Sustancias químicas como los metales pesados también hacen parte de la contaminación del agua. 

Ahora bien, las causas de la contaminación del agua son varias. Como se podrán imaginar, las causas pueden clasificarse de acuerdo al origen de la contaminación del agua. No obstante, también se puede dividir en el tipo de contaminantes del agua, ya que pueden ser químicos o físicos. Incluso, podemos hablar de las causas dependiendo las diferentes actividades que contaminan el agua. 

Cuando consideramos los origines dentro de las causas de la contaminación del agua podemos nombrar varios niveles que se pueden organizar desde la contaminación provocada de manera doméstica hasta la contaminación originada a nivel pluvial e industrial, que podríamos imaginar un efecto de menor a mayor escala sobre el agua. 

Mientras que si hablamos de los tipos de contaminación del agua dentro de las causas las podríamos dividir en las sustancias químicas que causan contaminación del agua, o diferentes objetos que son arrojados al agua y la contaminan. De hecho, estas son el tipo de acciones que contaminan el agua en primer lugar. 

Por otro lado, las acciones que contaminan el agua definen más específicamente la contaminación del agua para nosotros. Sin embargo, ¿qué pasan con las consecuencias de la contaminación del agua? Hoy en día son más comunes las noticias sobre sequías en diferentes partes del mundo; y si bien se puede asociar a efectos del cambio climático, este mismo efecto encuentra una causa en la contaminación del agua. 

Las consecuencias de la contaminación del agua pueden medirse también en escala. En primer lugar, los afectados no somos nosotros como humanos, sino los ecosistemas y su diversidad. Estos daños empiezan a afectarnos paulatinamente, pero su verdadera consecuencia se ha empezado a notar hoy con mayor volumen.

Como consecuencia principal de la contaminación de agua podemos pensar en la escases del agua que se vive en diferentes partes del mundo; sin embargo, la contaminación del agua también puede traer enfermedades y un empeoramiento claro de las condiciones de vida de la población, además de la contaminación de la cadena alimentaria de todo ser vivo que haga parte del lugar en el que se encuentra la fuente contaminada, trayendo como resultado un aumento en la mortalidad de la población, sobre todo, de los niños. 

¿Qué es la contaminación del agua?

La contaminación de agua es la modificación del estado natural del agua, ya sea por incorporar al agua sustancias químicas y físicas que alteran su condición base o potable. Además de que dicha sustancia que se desecha en el agua posea una densidad diferente a la del agua, lo cual ya genera una alteración en la calidad del agua.

Esta alteración de la calidad del agua implica que pierde su estado de potabilidad, en caso de ser agua tratada, o incluso, pierde la posibilidad de ser agua tratada para ser consumida por nosotros. Desafortunadamente, toda agua contaminada pasa a ser intratable. Y lastimosamente, no son demasiadas las medidas que se realicen a gran escala para mejorar la situación de la contaminación del agua en diferentes partes del mundo. 

Citando ahora a la Organización mundial de la salud (OMS) la contaminación del agua es toda agua que ha sufrido una alteración en su composición hasta quedar inservible. Es decir, que el agua contaminada no puede usarse para ningún tipo de actividad que se relacione con agricultura, por ejemplo, porque podría contaminar, enfermar y poner en peligro los cultivos, tomando esto como un ejemplo.

Debido a la contaminación del agua, la organización mundial de la salud ha detectado un incremento en problemas de salubridad, hasta el punto que genera aproximadamente más de quinientos mil muertes anuales debido a enfermedades como consecuencia de la contaminación del agua. 

Entonces, la contaminación del agua como alteración o modificación de la composición del agua reduce la cantidad de agua que podemos utilizar, incluso afecta los ecosistemas en los que podemos vivir, reduciendo así los espacios habitables para la humanidad y para todo ser vivo en el planeta. Recordemos que el agua como recurso no es renovable y es necesario para que el planeta puede mantenerse vivo y en equilibrio, y que su contaminación trae graves consecuencias para nuestro futuro. 

Por otro lado, la Organización de naciones unidas (ONU) define de una manera más específica la contaminación del agua, que vendría a ser la presencia de componentes químicos o de otra naturaleza que posean una densidad mayor a la situación natural. Para esclarecer esta definición podemos traer a nuestra mente la presencia de metales pesados, microbios y otro tipo de sedimentos que modifican irremediablemente el estado del agua. 

Causas de la contaminación

Las causas de la contaminación de agua pueden considerarse dependiendo el tipo de contaminación, la fuente que origina la contaminación, o por medio de las acciones que contaminan el agua específicamente, es por eso que si hablamos de las causas de la contaminación debemos ser conscientes en que tenemos en nuestras manos mucha información que es de gran importancia, porque implica diferentes niveles desde los cuales debe hacerse frente a la contaminación del agua. 

Cada una de esas acciones ya sea que afecten en menor o mayor medida las fuentes de agua son perjudiciales para nosotros mismos y tienen hoy en día ya claras consecuencias sobre la salud, la calidad de vida y la biodiversidad de nuestro hábitat. Es por ello que necesitamos aclarar la diferencia dentro de las distintas causas de la contaminación de agua para saber cómo podemos accionar en cada nivel desde nuestras propias posibilidades. 

En primer lugar, podemos considerar las causas de la contaminación del agua a partir de los tipos de contaminantes. Estos se dividen únicamente en dos causas de contaminación del agua que son los siguientes: la contaminación química del agua y la contaminación física del agua, cada una de esta se refiere a dos aspectos igual de nocivos y peligrosos que afectan el agua. 

Cuando hablamos de contaminación química del agua hacemos referencia a contaminantes que no podemos ver en la mayoría de los casos, ¿por qué? porque hay objetos que vemos físicamente en el agua que pueden también a largo plazo generar una contaminación que altere el agua químicamente. Ahora bien, la contaminación química se refiere a la contaminación por medios de productos tales como pesticidas, bacterias fecales y diversos residuos de la actividad industrial. 

Por otro lado, si consideramos los aspectos de la contaminación física podemos traer la clásica imagen mental que tenemos de agua contaminada: un agua llena de residuos varios y basuras que han sido arrojados al agua directamente o que llegan a ella por diferentes vías como alcantarillas y tuberías. Estos residuos pueden ir desde plásticos, prendas de ropa, desechos de fábricas y entre otras industrias, entre otros materiales. El efecto más alarmante de esto es el desecho de plástico que lleva como consecuencia el aumento de residuos de micro plástico que son más difíciles de detectar. 

Como podemos notar con estas dos categorías tenemos dos grupos amplios que incluyen diferentes tipos de contaminación, es decir, diferentes causas contaminantes del agua que pueden ser tratadas por separado. Varias de estas parecen sobrepasarnos y ser responsabilidad de organismos mucho más grandes, es por eso que vale la pena revisar qué otro tipo de acciones que contaminan el agua son más cercanas a nuestra cotidianidad para poder buscar alternativas que mejoren el trato que tenemos con el agua, este recurso tan importante para la vida de todos nosotros. 

Para empezar a desglosar con mayor claridad las causas de la contaminación del agua, vamos a pasar ahora a hablar de los diferentes orígenes que tienen las acciones que contaminan el agua, así podremos entender qué es lo que más afecta el estado del agua según lo que hacemos en nuestro hogar, en nuestro trabajo y en otras esferas de nuestra vida cotidiana. 

Las causas de la contaminación del agua según su origen inician con las causas de origen doméstico. Y sí, esto se refiere al agua que sale de nuestros hogares después de ser utilizada. Se clasifica el agua que sale de los núcleos urbanos y contienen sustancias desechadas de las actividades que realizamos los seres humanos. Por ejemplo, podemos incluir aquí desde excrementos, jabones diluidos en agua y sus espumas, alimentos desechados, basuras y productos de limpieza que son resultado de diferentes actividades que realizamos en nuestra cotidianidad. 

En segundo lugar, tenemos la contaminación del agua originada por el trabajo de la ganadería y la agricultura. El uso del agua es imperativo en gran parte de las actividades que desarrollamos en nuestra cotidianidad, incluso en la ganadería y la agricultura. En una para mantener, alimentar y cuidar animales, en la otra, para el riego y cuidado de los cultivos.

Debido a esto, el agua usada en el riego, por ejemplo, puede contaminarse con la presencia de pesticidas, y en otro aspecto, su uso para la limpieza en la ganadería hace que se contamine con el estiércol de los animales. Causando así un nivel más que elevado de contaminación de agua potable que podría ser usada para cubrir el cuidado y protección de otras personas. 

En tercer lugar, tenemos la contaminación del agua producida por el uso en el sector industrial. Para ser precisos el agua contaminada por uso industrial se refiere a los restos de agua utilizada para transportar sustancias, como calor en lavado y enjuagues. Sin embargo, también hace referencia al uso de agua para transformaciones químicas, es decir, usar el agua como disolvente, subproducto de procesos físicos de filtración, destilación. Podemos ubicar en este tipo de origen la contaminación del agua por la minería. 

En cuarto lugar, tenemos la contaminación que surge de manera pluvial, es decir, a partir de la lluvia. Como sabemos la lluvia desplaza todo lo que encuentra a su paso, y esto incluye sociedad. Es sabido que dependiendo la contaminación tanto del agua al evaporarse, o en las ciudades crea lo que conocemos como lluvia acida. Debido al movimiento natural y el viento, esta lluvia ácida puede llegar a sitios que no están tan contaminados como algunos núcleos urbanos, o incluso, del agua evaporada puede llegar agua contaminada a otros lugares. 

Y, en quinto lugar, tenemos la contaminación del agua de origen fluvial, es decir, aquel que es originado por la navegación o por derrames de petróleo u otras sustancias que son altos contaminantes para el agua. Sean causados de manera accidental o no, traen consigo grandes daños ecológicos, siendo considerados una de las causas más graves de contaminación no sólo del agua, sino de los ecosistemas marítimos que puedan afectar. 

Por último, hablemos de algunas de las acciones que contaminan el agua directamente, y que podemos reconocer rápidamente. La deforestación puede alterar de manera tal los ecosistemas que se puedan agotar ciertas fuentes hídricas, además que produce una enorme cantidad de residuos orgánicos que pueden generar una diversidad alarmante de bacterias. 

Otra de las acciones que contaminan el agua son todo tipo de derrames de combustibles, los derrames de petróleo no sólo arruinan todo trato que pueda hacerse con dicha agua, sino que también destruye la biodiversidad marina de la zona del derrame. Los residuos industriales son los que siguen en la lista, haciendo responsable a las industrias y empresas de gran escala que no se hacen cargo correctamente de una labor ambiental. 

El uso indiscriminado de pesticidas y otros productos químicos tanto en cultivos como en espacios más pequeños. De igual manera, el arrojar cualquier tipo de basura a fuentes hídricas contamina, si bien, varias aguas pueden ser tratadas para eliminar objetos físicos que ensucien el agua, los efectos químicos, de la densidad y pH del agua pueden ser más graves de lo que imaginamos. 

Siendo así, debemos ser conscientes de las diferentes actividades que realizamos o que apoyamos indirectamente por medio de nuestro consumo compulsivo de diferentes productos. El cuidado del agua es un aspecto que ya no es importante sólo para un grupo pequeño de científicos, sino que antes bien es primordial para todas las personas que viven en este planeta. 

Consecuencias de la contaminación

Las consecuencias de la contaminación del agua se han convertido en algo cada vez más notorio, y no es solamente por los cambios de temperaturas que han afectado absolutamente todo lo que hacemos y los estados climáticos de todo el mundo, o la lluvia acida producida por diferentes formas de contaminación. Estos efectos son un conjunto de consecuencias de las acciones que hemos realizado como humanidad sin consciencia y sin cuidado por nuestro único hogar: nuestro planeta tierra. 

Dentro de las consecuencias de la contaminación del agua podemos encontrar consecuencias directas e indirectas, y esta diferenciación depende del lugar en que nos encontremos. La contaminación en una zona urbana no es la misma que en ciertas zonas rurales, y la contaminación en zonas con pocas fuentes hídricas, no tiene el mismo efecto que una zona que cuenta con varias fuentes hídricas.

Es por eso que al ahora de hablar de consecuencias de la contaminación del agua puede sonar exagerado para muchas personas, porque no vivimos o vemos en nuestra vida diaria dichas consecuencias. Se convierten entonces en cuentos que nos pueden parecer exagerados y demasiados extraños a comparación de nuestra experiencia personal, y debido a eso, suelen ser también fácil de ignorar. Por ende, revisemos las consecuencias más relevantes de la contaminación del agua con la idea de que si no los hemos vivido, si no notamos dichas consecuencias de la contaminación del agua, no significa que no existan, sino que contamos con mucha suerte. 

En primer lugar, hablemos de la escasez de agua potable. Como sabemos la contaminación del agua es momento en el cual la composición de agua es modificada, y, por ende, queda complemente inutilizable, no sirve para usarla en ninguna actividad que necesitemos, y menos para nuestro consumo. Si de por sí ya tres de cada diez personas no cuentan con acceso de agua potable y salubridad a razón de la contaminación, si esto aumenta, no dudemos que la crisis por el agua potable solo va a empeorar con el tiempo. 

En segundo lugar, hablemos de la contaminación de la cadena alimentaria. Este riesgo no es fácil de notar en nuestra vida citadina, pero pensemos en la agricultura y la ganadería. A medida que la contaminación de fuentes hídricas empeore y tengan menor acceso a agua potable, el riesgo de usar por accidente aguas mal tratadas o que estén contaminadas en alguna de estas dos industrias implica directamente la contaminación de cultivos o animales que hacen parte de nuestra alimentación. Creando así no sólo un grave problema en la industria, sino arriesgando la vida de miles de personas. 

Además, podemos incluir aquí el procedimiento de la pesca en aguas que estén contaminadas. En caso de la contaminación química, no sabemos qué tipo de toxinas pueden estar en nuestros alimentos, y su origen suele ser el uso de agua contaminada para tratar los animales, para limpiar los espacios o el decidir pesar en algún río que creemos libre de toda contaminación y quizá contiene microbios o metales pesados que serán nocivos para nuestra salud. 

Lo que nos trae a otra consecuencia inmanente de la contaminación del agua y es las enfermedades. Sabemos que entre los contaminantes más frecuentes de las fuentes hídricas son los excrementos tanto humanos como de animales. La Organización mundial de la salud (OMS) estima que aproximadamente dos mil millones de personas han tenido que beber agua de fuentes contaminadas por estos agentes, arriesgándose a contraer enfermedades como hepatitis A, disentería o cólera entre otras. Esto pone en riesgo a muchas personas que si llegan a quedar enfermas pueden llegar a morir de no ser debidamente tratadas. 

En cuarto lugar, esto nos permite hablar de otra consecuencia primordial de la contaminación del agua y es el aumento de los índices de mortalidad, principalmente en infantes. El agua sucia no sólo puede llegar a causar enfermedades tales como la cólera. En otros casos cuando el agua está contaminada con metales pesados se puede notar un deterioro alarmante en la salud de las personas que beben agua que contiene plomo, por ejemplo. Enfermedades que destruyen el metabolismo o que causan cáncer son las más comunes en estos casos, y suelen ser de las que menos se hablan. 

En quinto lugar, debemos hablar de las consecuencias a gran escala y que suelen ser indirectas en un primer grado a todos nosotros. Y es: la destrucción de la biodiversidad en los ecosistemas. Ya sea por la deforestación y sobre explotación de fuentes hídricas, los derrames de petróleos, explotaciones mineras, entre otros, existen muchas formas de contaminar el agua que poco a poco destruyen el ambiente que rodea dicha fuente de agua. Y lastimosamente en estos casos, la destrucción de la fuente hídrica por la contaminación lleva la contaminación de un ecosistema que será imposible de recuperar a corto plazo. 

Como podemos notar, las consecuencias de la contaminación de agua funcionan como cadena, ya que pueden aumentar exponencialmente y afectar de la misma manera cada vez más a una mayor cantidad de personas. Es por eso que las acciones que contaminan el agua deben revisarse y se necesita buscar las alternativas para mejorar la calidad de vida de millones de personas y mejorar también las condiciones del futuro de muchas personas que hoy por hoy son tan sólo niños o niñas. 

¿Qué efectos tiene la contaminación en la salud?

Los efectos de la contaminación del agua en nuestra salud pueden variar dependiendo de qué contaminación estemos hablando. Una persona que bebe agua contaminada por residuos de materia orgánica, como la materia fecal, se enfrenta a diferentes riesgos que una persona que bebe agua que contiene un nivel alto de metales pesados.

En primer lugar, podemos considerar las bacterias que son comúnmente encontradas en la contaminación del agua. Diferentes entes patógenos que se pueden encontrar en el agua pueden causar enfermedades como varios casos de gastroenteritis, hepatitis A, tifus, cólera, la mayoría de estas se pueden contagiar en diferentes y suelen perjudicar gravemente el sistema digestivo. Uno de los síntomas más comunes y que puede llegar a ser fatal es la diarrea, la cual causa deshidratación empeorando rápidamente el estado de la persona enferma. 

Otro efecto que suele tener las acciones que contaminan el agua sobre nuestra salud es el de la desnutrición. Si bien, esto aparece en casos avanzados, ya que, toda alteración del tracto digestivo altera nuestra capacidad de absorber nutrientes, por un lado, y por otro, si hay agua contaminada y nuestro acceso a diferentes alimentos es limitada, puede que nuestro cuerpo no cuente con todos los nutrientes que en realidad necesita. Lo cual es un primer camino a la desnutrición, podemos imaginar claramente que esto tiene claras y rápidas consecuencias en las infancias que viven en zonas con poco o ningún acceso a agua potable. 

Por otro lado, consumir agua contaminada por metales pesados también tiene consecuencias graves en nuestro metabolismo. Para empezar, puede causar enfermedades como la anemia y otras afecciones en la sangre, además de distintas enfermedades autoinmunes, en el caso de los niños puede causar un desarrollo lento y afectar también el cerebro, además de acidificar el cuerpo y ser la causa de tumores y cáncer a futuro. 

En todo caso, la contaminación del agua causa de todas las formas posibles aumenta las razones por las cuales puede enfermarse antes de tiempo y morir a edad temprana o de enfermedades graves que eliminan toda calidad de vida rápidamente. Lastimosamente no son efectos leves o manejables, sino que pueden ser por completo fatales para todos nosotros. 

También te puede interesar: Diferencias entre filtro y purificador de agua.

Principales contaminantes del agua 

Hemos nombrado a lo largo del artículo diversos tipos de contaminantes del agua, pero detengámonos un instante para reconocerlos en detalle, ya que suelen ser varios y puede ser confuso en ciertos momentos: por ejemplo, ¿todo tipo de jabón sería un contaminante entonces?, pensaríamos automáticamente, ¿cómo podríamos lavarnos si quiera si contamino de esa manera el agua?

Pues, existen alternativas en la actualidad de productos creados y pensados para cuidar el agua y el medio ambiente, es por eso que debemos notar qué tipos de agentes son aquellos que contaminan el agua por entero. 

  1. Microorganismos patológicos: Como ya nombramos existen varios microbios, bacterias, virus incluso que pueden ser contaminantes del agua. Suelen llegar al agua a través de eses u otro tipo de desechos orgánicos producidos por personas enfermas por algún ente bacteriano o infeccioso, y que han sido arrojadas a las fuentes hídricas.
  2. Nutrientes vegetales inorgánicos: Nitratos o fosfatos en cantidad excesiva, estos pueden generar un crecimiento excesivo de algunas algas que pueden ser nocivas para el agua, de esta manera pueden llegar a provocar algo llamado eutrofización de las aguas.
  3. Contaminación térmica: El agua caliente liberada por centrales de energía o en diferentes procesos industriales, pueden llegar a elevar la temperatura de ríos o embalses, esto afecta la cantidad de oxígeno que pueda existir en el agua y también, puede tener serias consecuencias sobre la vida que pueda existir en los ríos.
  4. Desechos orgánicos: Todo tipo de residuo orgánico que pueda ser producido por seres humanos u animales, ejemplo en la ganadería. Se refiere específicamente a todo desecho que puede ser descompuesto por bacterias aeróbicas en un proceso que consume oxígeno.
  5. Sustancias químicas inorgánicas: ácidos, métales tóxicos como el plomo o el mercurio, e incluso algunas sales que suelen ser resultado de explotación de ciertos terrenos.
  6. Compuestos inorgánicos: Moléculas inorgánicas como petróleo, gasolina, plaguicidas, disolventes, detergentes, plásticos, entre otros.
  7. Sustancias radioactivas: Isopos radioactivos solubles que se acumulan durante de las cadenas tróficas. 

Acciones para reducir la contaminación del agua

Sin embargo, ¿qué podemos hacer hoy por hoy para reducir la contaminación del agua? Existen varias acciones que podemos empezar a realizar en nuestros hogares para aportar a disminuir la contaminación de este recurso tan preciado. Sin embargo, es inevitable reconocer que se deben tomar medidas de gran escala por medio de los lideres políticos de varios países e incluso, de parte de muchos empresarios industriales, agricultores y ganaderos.  

Dentro de las diversas acciones que se pueden realizar para reducir la contaminación del agua podemos considerar las siguientes:

  1. Reducir el uso y consumo de plásticos: El plástico fue un invento que trajo muchas facilidades de golpe para la vida humana, pero consigo trajo también un número alarmante de consecuencias debido a su incapacidad de biodegradarse. Con el tiempo los plásticos empiezan a dejar partículas de micro plástico en el agua que son en la actualidad uno de los mayores contaminantes que enfrentamos.

    Es por eso que se llama la atención sobre el proceso del reciclaje del plástico, su reutilización evitará que sea arrojado a fuentes naturales y, sobre todo, a fuentes hídricas como ríos, mares y océanos en los que hoy por hoy existen islas enteras de basura.
  2. Reducción del uso de aceites y baterías: Es común desechar el aceite de cocina en nuestro lava platos, para dar un ejemplo, los aceites suelen ser también uno de los contaminantes principales del agua, es considerado como un agente contaminante agresivo ya que causa graves efectos sobre la biodiversidad acuática.

    Ahora, para considerar las baterías y las pilas están suelen ser arrojadas en cualquier basura, y sabemos que todo residuo desechado puede llegar al agua por diversas razones. Los componentes de las pilas son un alto número de minerales que al entrar contacto con el agua se disuelven, convirtiéndose así en un contaminante químico. Causando así un daño irreversible.
  3. Necesitamos medios de transporte sostenibles: Los medios de transportes generan una contaminación acústica, en el aire y atmosférica, en el caso preciso de las dos últimas afectan y se suman a la contaminación del agua ya que se adhieren a las nubes y a lo que se denominará después como lluvia acida.
  4. Industrias, ganadería y agricultura más sostenible: Muchas de las actividades de las grandes industrias mantienen el estilo de vida que llevamos hoy, especialmente, nuestra forma de alimentarnos. Si bien hay medidas personales que podemos tomar al respecto, estamos en derecho de exigir que estos tipos de industrian inviertan más en su mejora para crear una industria sostenible que proteja el medio ambiente y el agua.
  5. Es tiempo de terminar con la deforestación: Sabemos que la mayoría de agua que podemos usar para potabilizar es agua subterránea y dicha agua existe en gran medida a los ecosistemas que habitan en la superficie, entre ellos los bosques. La tala de bosques no sólo destruye el hábitat de millones de especies, sino que también debilita la red de agua subterráneas. Dando un paso a favor de la contaminación y de la escasez de agua. Por ende, las industrias que usan la deforestación para generar sus cultivos, mantener el crecimiento de su ganado o las construcciones inmobiliarias privadas están haciendo más daño de lo que podemos imaginar.
  6. Mejoramiento del tratamiento de aguas residuales: Las aguas residuales pueden ser y son una causa de contaminación hídrica al ser arrojados a ríos u otro tipo de fuentes hídricas. Mejorar la infraestructura y permitir que dichas aguas reciban un debido tratamiento evitando un uso excesivo de productos químicos logrando una correcta depuración del agua podrá ser una gran diferencia sobre la contaminación del agua.
  7. Usar plaguicidas, nutrientes y productos de aseo naturales: Es innegable que ante el crecimiento de conocimiento acerca de la situación del medio ambiente a nivel mundial varias personas se han dedicado a investigar y crear productos naturales que suplan lo que otros productos nocivos hacen. Esto incluye algunos plaguicidas o nutrientes usados en la agricultura, y de igual manera, productos para mantener el aseo personal como es debido sin usar químicos que van a contaminar más el agua.
  8. Recicla y no consumas en exceso: esto va en el uso de plásticos, muebles e incluso electrodomésticos en nuestra casa, informarnos de puntos de reciclaje o diferentes cuidados que podamos tomar serán de gran ayuda para la protección del medio ambiente.

    Podemos sumar aquí la conciencia sobre la ropa que usamos, que puede arreglarse, reutilizarse sin necesidad de aumentar el consumo, desechando ropas en buen estado que pueden ser arrojadas con la basura a diferentes áreas naturales e incluso, que podrán llegar al agua. 

Estas ocho acciones pueden ayudar de manera innegable el estado actual de la contaminación del agua, logrando así que disminuyan varias de las causas de contaminación del agua y contrarrestando algunas de sus consecuencias. Si bien, nos queda un camino largo, sabemos claramente que el agua como recurso vale todo esfuerzo que podamos hacer tanto por este recurso invaluable, como por el resto del planeta y la humanidad. 

¿Necesitas ayuda?

Agrega tu teléfono aquí y te contactaremos en brevedad

Icono de soporte para personas que necesitan ayuda en la tienda
× ¿Cómo puedo ayudarte?